Educación comunal - La Voz de Guaicaipuro 102.9 FM

Recientes

miércoles, 24 de enero de 2018

Educación comunal

Por Henys Peña

La experiencia acumulada en distintas responsabilidades, primero en el movimiento de medios comunitarios, luego en la administración pública, municipal, regional y nacional, finalmente en la educación popular y universitaria, ha conformado un hilo conductor colectivo en torno al poder popular, que se concreta en el trabajo con los consejos comunales, una de sus múltiples expresiones orgánicas, pues hablar de poder es hablar de organización.

Acuñamos primero, con pretensiones de originalidad, el término “cultura comunal”, para justificar algunas acciones y estrategias de gestión local en el campo de la cultura, este término-concepto-consigna sirvió para aproximarnos a experiencias de organización comunitaria, al marcar distancia del asistencialismo, y optar por la construcción colectiva y la complementación de esfuerzos, claro que esto no nos salvó de poner nuestra cuota de “agencia de festejo” que es frecuentemente la tarea que se le asigna a las direcciones de cultura en la gestión de gobierno. Luego tocó un esfuerzo similar en el campo de la comunicación, y reincidimos en los amagos de creatividad, pero logramos leer a tiempo algunos documentos de la Comuna de Ataroa, para encontrar a quien adjudicarle el término “Comunicación comunal”, más que en contraposición, como complementación pertinente al “modelo” (Minci-Conatel) de comunicación comunitaria.

Más recientemente, en largos debates y distintas actividades y encuentros, ha tomado cuerpo la idea de una propuesta integral e integradora de “educación comunal”, y pareciera pertinente sincronizar esta con las propuestas de la cultura y comunicación comunal, que se distinga de la educación “tradicional” más que en lo formal o no, en lo institucional o no, en la acreditación o no, en el currículo oculto o no… se distinga más bien de manera inequívoca por las relaciones de poder que reproduce, produce o desecha, y su condición de faceta del “poder comunal” naciente, que del error valore la oportunidad que da para aprender, y de la organización privilegie su naturaleza democrática, de la diversidad en todas las áreas internalice y externalice el respeto, y más que la tolerancia presuma y asuma el conocimiento y la comprensión para afrontar las contradicciones.

La “educación comunal” junto a la cultura y comunicación comunal constituirían una trilogía sobre la que, al tiempo de escribir, toca trabajar desde la cotidianidad, una práctica al amparo de una teoría, ambas en construcción dialógica, continua, colectiva y procesual.

Copyleft.svg @COPYLEFT / TODOS LOS ERRORES RESERVADOS.


#LaVozDeGuaicaipuro

Post Bottom Ad

Responsive Ads Here

Pages